91 633 96 14 671 01 58 47    clinica@mdentalboadilla.es
  • M Dental Boadilla en Doctoralia
SMP - Siempre Mejor Presupuesto

En la actualidad, podemos disponer de diferentes tipos de prótesis dentales para reponer, no sólo la estética, sino la funcionalidad de piezas perdidas por enfermedad o accidentes y una de las opciones más cómodas y duraderas es el implante.

El implante dental consiste primero en insertar un pequeño tornillo de titanio, un material biocompatible, en el hueso para sustituir a la raíz del diente. Posteriormente, sobre este tornillo, se fija la corona de porcelana o prótesis que restituirá la pieza dental perdida.

Los avances tecnológicos y biológicos que han venido desarrollándose en la Implantología han hecho que cada vez un mayor número de pacientes se decante por esta opción para recuperar su sonrisa y tener mayor calidad de vida.

Ten en cuenta que la colocación de implantes dentales llega a ser exitosa en el 95% de los casos porque el titanio tiene la capacidad de integrarse al hueso en un proceso denominado osteointegracón que lleva de uno a tres meses.

Transcurrido este tiempo, el implante debe haberse fusionado con el hueso por lo que no debería presentar ningún tipo de movilidad y la fijación debe ser óptima.

Si necesitas un implante dental, podemos ayudarte. En Clínica M Dental Boadilla, en Boadilla del Monte, Madrid, contamos por un equipo experto. Además, podemos financiar tu tratamiento hasta en 24 meses sin intereses.

¿Por qué se mueve mi implante dental?

Son varias las causas que pueden provocar que un implante dental se mueva entre las que cabe mencionar:

Rechazo

A pesar de que el titanio es un elemento biocompatible que no genera reacción inmunitaria, se denomina rechazo del implante cuando no se consigue una buen proceso de cicatrización tras la cirugía.

El riesgo de rechazo al implante dental alcanza a un 2,5 % de los casos clínicos y es más alto en pacientes fumadores.

Sentir que tu implante se mueve o tener molestias al presionarlo son síntomas a los que debes atender y motivo de consulta. El rechazo es causado por cambios inflamatorios e infecciosos que deben ser atendidos con urgencia por tu odontólogo.

Acude lo antes posible a consulta.

Falta de fijación

La movilidad de un implante dental también puede deberse a que el tornillo o la corona no están bien fijados o a que se han aflojado.

En este caso, la solución requerirá de asistir a la consulta para que se vuelva a fijar la prótesis sobre el tornillo de titanio del implante.

Debilidad o pérdida de la estructura ósea

Otra causa que puede ocasionar que el implante se mueva es la pérdida del hueso de soporte debido a enfermedad periodontal.

Para la Microbióloga Lorena López

“la afectación periimplantaria puede producir movilidad del implante debido a la inflamación del tejido alrededor de éste y una forma más avanzada en la que se produce pérdida de osteointegración denominada periimplantitis”.

Puede llegar a afectar hasta a un 10% de los implantes con más de 5 años. El principal factor de riesgo es la enfermedad periodontal previa al implante.

Para evitar esta situación, el odontólogo debe evaluar si existe hueso suficiente para realizar la cirugía e indagar respecto a los antecedentes de salud dental del paciente. La enfermedad periodontal es un grave precedente que no debe ser pasado por alto.

Las consecuencias de la periimplantitis pueden ser irreversibles.

Traumatismo o mordida excesiva

Si sufrieras algún golpe en el área de tu implante o bien si mordieras algún alimento u objeto muy duro o con fuerza excesiva, la estabilidad e integridad de tu implante podría verse afectada.

Tu odontólogo te indicará si la movilidad es por algún desajuste entre el tornillo y la corona o por un daño en el hueso donde se ha fijado el implante y acordar el tratamiento adecuado.

Reacción alérgica

A pesar de que el titanio es un material biocompatible, en algunos casos muy raros podría producirse una reacción alérgica que comprometa el proceso de osteointegración del implante y ocasione que éste se mueva.

En este caso, el paciente debe acudir al odontólogo para que retire el implante y al alergólogo para tratar la reacción del sistema inmune que rechaza algún elemento o componente del implante.

Fractura del implante

Un implante de titanio está diseñado para durar de 10 a 20 años y aunque es poco frecuente, con el tiempo podría romperse. En este caso, tu odontólogo lo sustituirá por otro.

Bruxismo

En pacientes con bruxismo, que aprietan los dientes de manera reiterada consciente o inconscientemente, podrían aflojarse las coronas sobre implantes y a largo plazo, la presión sobre el hueso podría ocasionar la pérdida del mismo.

En este caso, tu odontólogo te aconsejará el uso de una férula para proteger tus dientes naturales y el implante.


Cualquiera sea la causa que hace que tu implante se mueva, no debes demorar la visita a tu odontólogo, es quien está capacitado para determinar los motivos y cómo solucionarlo.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies